Close

Un Gobierno con escaso margen de mejora

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Zaragoza, Carlos Pérez Anadón,  ha mostrado su preocupación ante un inicio de curso político crispado en el consistorio de la capital. En rueda de prensa Carlos Pérez recalca el “escaso margen de mejora” que el Gobierno de Zaragoza en común tiene para rectificar la actitud política que persiste en mantener. Dichas actitudes muestran dejadez, dando por perdido lo que resta de mandato.

El portavoz socialista hace hincapié en el curioso hecho de que ZeC y el PP parecen ser “partidos complementarios”, compartiendo intereses y ejerciendo la máxima de “cuanto peor, mejor”. De esta manera ZeC intenta esconder bajo un halo de victimismo su ineficacia y su falta de gestión ante la ciudadanía. Por otro lado, el Partido Popular, no hace más que lanzar bombas “a diestro y siniestro” buscando ocupar un espacio político perdido a pesar de sus 10 concejales.

Para evitar perder el resto de legislatura el PSOE va a seguir tres líneas de actuación. La primera es devolver la normalidad democrática al Ayuntamiento de Zaragoza después de lo ocurrido en las Sociedades Municipales y con el artículo 14 de la Ley de Capitalidad. La democracia no es fruto ni posición de ningún grupo político.

Otro punto importante es profundizar en el control democrático y la transparencia de un Gobierno que hizo de la misma su seña de identidad. Después de lo ocurrido el pasado 3 de agosto con los “famosos” correos del Consejero de Economía y Cultura, la única solución por parte del gobierno ha sido comenzar una “caza de brujas” en lugar de hacer la auditoría que la oposición pidió.

Por último queremos hacer denuncia de la posverdad que vive este ayuntamiento hoy en día. El caso más grave es el de los Presupuestos Participativos, que de lo último tienen poco. Las opciones votadas por la ciudadanía no han sido del agrado del equipo de gobierno y por eso se van a realizar proyectos que no han contado con el apoyo de los ciudadanos y otros con mayor calado en la sociedad no se van a proyectar.

Queremos que Pedro Santisteve recapacite y reflexione sobre si quiere pasar a la historia siendo la mayor excepcionalidad antidemocrática que ha vivido esta ciudad desde los años 70.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *