Close

El PSOE solicita al gobierno PP-C’s el informe de la Cámara de Cuentas y censura que se prime la filtración de los datos que afectan a la institiución sobre la información a los grupos

24 Jun, 2019

Los socialistas confían en que la manera de actuar con la que se estrena el ejecutivo de Azcón y la responsable de Hacienda, María Navarro, no sea  el modus operandi que vaya a imperar durante el mandato

Zaragoza, 24 de Junio de 2019 – El PSOE ha solicitado formalmente a la responsable de Presidencia,  Hacienda e Interior, María Navarro, el informe de la Cámara de Cuentas que supuestamente eleva en 300 millones  la deuda municipal registrada durante los años 2016 y 2017 (etapa de gestión de ZeC), a la vez que expresa su malestar por la manera en la que han trascendido los datos a la opinión pública, optando por la filtración en vez de apostar por informar a los concejales de los diversos grupos de las cuestiones que afectan a la institución.

Los socialistas consideran que ha habido “precipitación” en la información que ha suministrado  el Gobierno PP-C’S a la opinión pública a través de un medio de comunicación, ya que al parecer el supuesto informe solo tiene por el momento formato de “notas preliminares” que deberán servir para realizar enfoques y análisis certeros de su trabajo fiscalizador.

Desde el PSOE se comparte la necesidad recogida por las informaciones de prensa de  realizar una auditoría que ponga “luz y taquígrafos” sobre la gestión de ZeC, ya que no fue ni clara ni transparente, pero se discrepa completamente de la manera de trabajar del PP-C’S que niega el respeto a los grupos, evita la puesta en común de los datos institucionales y aprovecha la falta de estructura definida y aprobada en el consistorio para hacer de su capa un sayo, alarmar a la opinión pública y dar por hechos informes que están en fase de elaboración.

Desde el PSOE se trabaja desde el minuto uno del actual mandato “con cortesía” y se respeta el acuerdo no escrito de conceder cien días de gracia al nuevo ejecutivo antes de analizar y, si es el caso, censurar, las diferentes medidas y acuerdos que se adoptan, pero parece que Navarro entiende el Gobierno como “un paseo militar” antes que como una tarea de trabajo y responsabilidades compartidas. “Si es así, estaremos ante el principio de un gran error que lastrará el entendimiento y la  colaboración”.